carretera05

Todavía no sabemos si fue primero lacasinegra o el viento. Y creo que cada día se nos hace más difícil escribir una definición. Hasta ahora ya hemos publicado dos vertientes distintas del proyecto: prólogos y la instalación. La pregunta sigue siendo la misma: ¿en qué categoría encaja este proyecto?

Hace un par de años, Gabriel y yo, empezamos a construir una historia a partir de una imagen recurrente en nuestras conversaciones. Al principio se nos ocurrió hacer de esa imagen informe un largometraje en el que un personaje solitario atravesaba la estepa manchega en coche. Nunca tuvimos muy claro a dónde iba, de donde venía ni lo que le pasaba. Poco a poco, casi todos los elementos narrativos desaparecieron, pero la imagen seguía ahí.

Entonces nos dimos cuenta de que el viento no era una película o, al menos, no esa clase de película. Después hablamos con Jorge y empezamos a trabajar en un proyecto que priorizara el viaje y la recogida de material audiovisual (hablamos de fotos, de vídeo y de película super ocho, que eran los materiales que estaban a nuestro alcance). Este proyecto consistía en un viaje de tres semanas en coche en el que diariamente subiríamos el material producido en el camino (imágenes y texto) y los publicaríamos en un blog, en el que, esperábamos que la gente pudiera aportar material adicional y/o modificar el recorrido de nuestro viaje.

Este verano en Hellín, decidimos constituirnos como colectivo y abrir nuestra propuesta a Carlos y María. Teniendo en cuenta que nuestro presupuesto era de 0 euros, tuvimos que reducir el viaje a 4 días, y salir con el coche de Jorge en dirección a la provincia de Ciudad Real esperando encontrarnos con algo similar a lo que habíamos estado hablando durante todo ese tiempo. Prácticamente, un milagro.

Antes decía que habíamos rechazado la idea de contar una historia, aunque eso no es del todo cierto (al menos para mí). En aquel rodaje, sin preverlo, aparecieron un hombre, una mujer, un espacio estremecedor y una carretera. En nuestras conversaciones ideamos algo parecido a una trama que se producía con el encuentro de todos esos elementos. Una historia que no necesitaba ser dialogada ni explicada, pero que permanece latente en todas las imágenes.

Cuando empezamos a visionar todo el material surgió la gran pregunta sobre la utilidad y el destino de aquéllo. ¿Qué es el viento? ¿Qué tenemos que hacer con todo eso? ¿Es un largometraje experimental? ¿Son las imágenes de un scouting? Una pregunta que seguramente se plantean muchos de los artistas que están trabajando con nuevas herramientas y dispositivos y que también tienen problemas para acoplar sus proyectos en las categorías tradicionales.

Tardamos poco en darnos cuenta de que no era necesario etiquetarlo sino todo lo contrario, que debíamos aprovecharnos de su naturaleza líquida para experimentar. Así que decidimos ir desarrollando proyectos puntuales dentro de este marco conceptual. Acciones que nos permitan explotar todas las posibilidades que se nos ocurra con una misma fuente de imágenes.

En Las palabras y las cosas (1966) y La arqueología del saber (1969), Foucault hacía una interesante reflexión sobre la política de las taxonomías y su relación con el sistema socio cultural y el poder. En su pensamiento la taxonomía no sólo no es algo natural y objetivo sino que es el signo de un pensamiento canónico incapaz de reflejar todo aquello que no encaja en una estructura establecida. La manera de pensar, producir y consumir cine hoy es distinta de la de la última década y, seguramente, será distinta de la próxima. Las etiquetas que clasifican estas prácticas, también. el viento, como otros muchos proyectos, no es más que el síntoma de un cambio que algunos se niegan a aceptar y que otros intentamos aprovechar como campo de trabajo. Desde aquí, nuestra llamada a todos aquellos que quieran pervertir las taxonomías audiovisuales, que ya somos unos cuantos…

Volver
Autor: Elena
Publicado en: el viento proyectos

5 Comentarios a “el viento. estructura(s) líquida(s)”

  1. Álvaro dice:

    <<Silvia Hopenhayn escribe sobre Zygmunt Bauman, un sociólogo que ha dedicado sus últimas obras al vaciamiento de una sociedad líquida como la nuestra. Esa liquidez está en la rapidez de las comunicaciones, en los movimientos de capitales en la falta de duración (solidez) de los productos culturales. “De todos modos, hay un resquicio para el intercambio, a pesar de la vertiente intelectual que ha decretado la desaparición de la sociedad. La alianza de subjetividades es una nueva forma de enlace, en la que “la confianza es la bisagra que une lo móvil (fugaz) a lo firme (y duradero)”. Y es en ese continuo donde se gesta la utopía, dado que, como concluye el autor, “hoy en día, la felicidad se asocia con la movilidad y no con un lugar. A la contemplación de los ilustrados sucede la aceleración de los disueltos.” Bauman y la modernidad líquida.>>
    Roger Colom en http://librodenotas.com/article/5084/bauman-y-la-modernidad-l237quida

    Bauman es el Dios de lo líquido, un regalito de Navidad.

  2. Elena dice:

    ¡qué haríamos sin tus doctoc comentarios! muchísimas gracias álvaro, por seguirnos y por esos apuntes tan interesantes. no conozco mucho Bauman, pero leí hace tiempo un texto que tenía sobre el amor líquido bastante espeluznante.
    yo, de todo modos, no soy tan apocalíptica y creo que la contemplación y los lugares inamovibles, afortunadamente existen.
    Albacete, sin ir más lejor, uno de los paraísos perdidos

  3. Álvaro dice:

    jajajaja, ya ves!!!

    Yo tampoco soy apocalíptico, pero es que me ha hecho mucha gracias lo de ‘los ilustrados vs los disolutos’.

    De todos modos, aunque el tipo tuviera un enfoque negativo, muchos estudiosos han reciclado la idea ‘líquida’ para investigaciones pragmáticas.

    http://www.um.es/prinum/index.php?opc=agenda&off=&ver=76 (profesor de aquí, por ejemplo)

    Un abrazo y feliz Navidad!

  4. Carlos dice:

    Apocaliptico o no, igualmente gracias, porque la teoria de este Bauman aporta a la forma que tenemos de ver el viento, sea o no sea positivamente.

  5. Pilar dice:

    Hola a todos y felicidades por el proyecto.
    Siento haber tardado tanto en participar activamente. Aunque os he seguido de cerca desde el comienzo, éste es mi primer contacto directo y espero que sea sólo el primero de muchos otros que llegarán una vez mi vida vuelva a la normalidad con el nuevo año!
    Me parece super interesante el comentario de Elena sobre las taxonomías y como esta relación parece estar cada vez más presente en nuestras vidas y estoy deseando poder comenzar con las perversiones!
    Abrazos, feliz navidad y suerte con vuestra próxima incursión por la Vega Baja.

Contestar

  • categorías
  • info@lacasinegra.com
  • Licencia Creative CommonsTodas las obras están bajo una licencia Creative Commons.
  • investigación

  • prácticas