Éste es un post personal.

Hace unos meses desde lacasinegra iniciamos (o quisimos iniciar) un proyecto al que llamamos especie en extinción que consistía en la recopilación de nieblas televisivas ante el advenimiento del apagón analógico. Después de muchas reuniones y algunas discusiones se abrió una puerta (yo diría que de cristal). Contemplamos la posibilidad de cambiar el nombre al proyecto por el de especies en extinción y ampliar así la familia de imágenes analógicas en vías de desaparición. Ideamos, muy superficialmente, un taller con propósitos acumulativos, pero nunca lo realizamos.

En una entrada anterior de este blog (“apuntes sobre el pensamiento en la era digital“), Elena hablaba, entre otras muchas cosas, del exceso de dramatismo ante “una nueva generación dispersa incapaz de concentrarse”. Yo, sin pertenecer por edad a esa generación, sí he notado en mí esa incapacidad creciente (ya digo que no generacional, pero, por lo que sé, tampoco exclusivamente personal ni única) para concentrarme en una novela o en una película.

Queriendo relacionar el propósito del primer párrafo con el problema del segundo, un poco como chiste, pensé un día en la creación de una videoteca abreviada a la que bautizaríamos como películas en tres minutos. Como únicas condiciones: la reproducción de la película debe ser desde una cinta magnética (VHS, Betamax, …), apretar el botón de FastForward del vídeo y grabar directamente la pantalla con un sistema digital. El ejemplo de aquí arriba es el primer título de la colección, ya veremos si hay más.

Cierto es que el resultado puede parecer un poco plano y aburrido. Que falta énfasis e intención en algunas partes (al modo de Zulueta en Frank Stein o en Kinkón). Pero al escribir esto, y tras volver a ver el vídeo después de unos días, descubro que quizá esta versión acelerada de The Public Enemy contiene una respuesta a mis preocupaciones. Descubro que representa muy bien cierta impaciencia; y que esta impaciencia es germen de la incapacidad que hablaba arriba; y que esta impaciencia (germen de la incapacidad de la que hablaba arriba) no es otra cosa más que rabia acumulada (y contenida).

Repito lo que decía al principio: éste es un post personal, y seguramente todo esto no le importe a nadie. Pero el vídeo, que al inicio veía como un boceto, ahora me encanta. Ya habrá tiempo para andar por los caminos de Zulueta.

Abriendo por el capítulo de la digresión creo conveniente comentar que en un momento de Mantra, la novela sobre México DF de Rodrigo Fresán, se pone en boca de Orson Wells una frase que dice algo así como “los finales felices están inevitablemente ligados a la capacidad de cada uno para detener la historia antes de que termine”. Yo, a esta frase, le añadiría algo; más. La felicidad es para los cobardes.

Volver
Autor: Jorge
Publicado en: expropiaciones proyectos

5 Comentarios a “atención: spoiler”

  1. Carlos dice:

    La experiencia es un tanto taquicardica, pero vale la pena si al terminar puedo decir que he visto Public Enemy. No solo has encontrado una solución a tu propio problema, sino al de otros muchos que necesitan velocidad para sentir que no pierden el tiempo. Yo personalmente no se si me he decidido por el Fastforward o el slow motion.

    Hablando de la técnica en si yo quizá ampliaría la metodología a medios no solo analógicos, puesto que el fastforward en digital, produce efectos, que aunque impedirian la lectura correcta de la película, quizá nos lleven a otros lugares. Imagenes partidas en horizontal, errores de interpretacion del codec, cuarteado de la imagen y otros, impredecibles, puesto que cada software, nos dará su propia versión del video.

    PD.: No quiero hablar de plagio, pero creo que tú has sentado las bases estilisticas, pero el inventor de este metodo es otra persona, que viendo El Verano de Kikujiro no pudo soportar los tiempos muertos.

  2. Jorge dice:

    Carlos, solución al problema ninguna. Por ahora, creo, sólo lo he identificado (y ni siquiera estoy seguro).

    Lo de los problemas-defectos del digital, están también muy bien, pero ya no serían especies en extinción. De hecho, si lo pienso bien, me cago en los errores de interpretación de los codecs y los softwares, sin embargo lo analógico me enternece. No sé, así soy yo, supongo que es cuestión de tiempo que le coja cariño al h264 y compañía.

    Por otro lado, se me olvido reseñar los trailers de la última película de Godard, aquí va uno.

  3. Pablo dice:

    Sí, también pensé en Godard.
    Y en el reverso anfetamínico de Douglas Gordon.

    Yo, si es por pedir, lo que eche en falta son unas ráfagas de anuncios que contextualicen más la época.
    O bien eras de los que cortabas los
    Se ve que eras de los que cortabas los anuncios o la emisión era nocturna.

    Cada vez odio más haberme deshecho de los vhs´s y los betas. Pasados a ultravelocidad, con esta tecnica, serían muy reveladores. Casi como pàginas de un diario. Cada beta grabado es un pequeño diario de formación. Con los cálculos para que dos películas entrarán y los sobrantes para vídeoclips o emisiones de metropolis.
    Y el que la imagen esté más degradada en un sitio que en otro sería también muy interesante.

    saludos

  4. Jorge dice:

    @Pablo, qué buena la referencia de Douglas Gordon, no lo conocía. Creo que alguien debería rehacer 24 Hour Psycho con la versión de Gus Van Sant.

    Me gusta tu idea del diario de formación, en mi caso las cintas son rescatadas de mi padre pero lo siento igual. Y sobre la contextualización con los anuncios estoy totalmente de acuerdo, tomo nota para la próxima película acelerada. A mí me gusta especialmente cuando las películas se grababan sobre otras películas y después sobre otras películas y así se conseguían esas interrupciones e insertos aleatorios.

    ¡¡Saludos!!

  5. Pablo dice:

    No sabes lo viejo que me acabo de sentir con eso de las cintas de tu padre… (abro espacio para insertar un emoticon sonriendo)

    Por algún sitio, un blog supongo, lei hace tiempo algo sobre un proyecto de remontaje entre el psicosis de Alfred y el de Gus. Un tercer psicosis.
    Cosa que ahora que pienso podría hacerse con los funny games hanekianos.

    saludos

Contestar

  • categorías
  • info@lacasinegra.com
  • Licencia Creative CommonsTodas las obras están bajo una licencia Creative Commons.
  • investigación

  • prácticas